«

»

FIBROMIALGIA: UNA ENFERMEDAD POCO CLARA

FIBROMIALGIA: UNA ENFERMEDAD POCO CLARA

 

La fibromialgia es una enfermedad neurológica que se refiere a un grupo de síntomas caracterizados fundamentalmente por dolor. Este dolor es crónico y generalizado y se acompaña de fatiga intensa durante el día y dificultad para dormir por la noche.

El nombre de fibromialgia deriva de “fibro”, o tejidos fibrosos (tales como tendones y ligamentos). Por lo tanto, suele ir acompañada de sensación de rigidez de intensidad variable en los músculos, tendones y tejido blando, así como un amplio rango de otros síntomas.

Se considera que la fibromialgia es la causa más frecuente de dolor musculoesquelético generalizado. Durante mucho tiempo se ha asignado a la fibromialgia el carácter de enfermedad psicológica o psicosomática. Sin embargo, a través de diversos estudios de resonancia magnética realizados en pacientes con esta enfermedad se comprobó que los dolores son reales y se manifiestan en zonas específicas del cerebro.

La fibromialgia no es contagiosa. La padece entre el tres y el seis por ciento de la población mundial y es más frecuente en personas entre los 20 y 50 años, la mayoría de género femenino.
La Organización Mundial de la Salud la reconoció como enfermedad desde 1992 y existen claros consensos internacionales de criterios diagnósticos para un reconocimiento oportuno y apropiado.

DESCRIPCIÓN

PUNTOS DOLOROSOS

Es una enfermedad que causa dolor en los músculos, articulaciones, ligamentos y tendones. Existen áreas llamadas puntos “hipersensibles” o “dolorosos”. Los puntos dolorosos comunes se encuentran ubicados en la parte interna de las rodillas, los codos, las articulaciones de la cadera y alrededor del cuello.

No se han detectado alteraciones físicas en los puntos que el paciente afirma son dolorosos, razón por la cual las hipótesis más actuales al respecto de su causa se dirigen hacia fenómenos de sensibilización a nivel central y mantenimiento del dolor por alteraciones en las respuestas de los neurotransmisores.

Aunque el examen físico casi siempre es normal y las personas tienen un aspecto saludable, un examen cuidadoso de las personas con fibromialgia revela zonas sensibles al tacto en lugares específicos, llamados puntos hipersensibles.

Estos son áreas del cuerpo que resultan dolorosas cuando se ejerce presión sobre ellas. La presencia y distribución de estos puntos característicamente hipersensibles diferencian la fibromialgia de otras afecciones.

 

Orígenes

La fibromialgia no es contagiosa. La padece entre el tres y el seis por ciento de la población mundial y es más frecuente en personas entre los 20 y 50 años, la mayoría de género femenino.Su origen es aún desconocido pero se han encontrado diversas anormalidades biológicas tanto en el sistema inmunológico como en el nervioso que junto a una predisposición hereditaria reflejan el componente orgánico de la enfermedad.

¿CUÁLES SON LAS CAUSAS DE LA ENFERMEDAD?

La causa última de la fibromialgia es aún desconocida y objeto de investigación. Los estudios médicos se han orientado a observar si hay lesiones en los músculos, alteraciones inmunológicas, psicológicas, problemas hormonales, alteraciones en la fisiología del sueño o en los mecanismos protectores del dolor, pero entre todas estas hipótesis la más aceptada es la de un aumento de la sensibilidad al dolor de tipo neurológico.

Algunos de los casos reconocen un origen, como infecciones virales o bacterianas, accidentes de automóvil, entre otros. La ansiedad y la depresión causada por: separación matrimonial, problemas con los hijos, pérdida de empleo, fracaso profesional, se puede asociar a la tristeza que se produce por el malestar continuo que provoca la enfermedad .

En ocasiones, la fibromialgia acompaña enfermedades que debilitan el organismo como artritis reumatoide, lupus, entre otras, que alteran la regulación de la capacidad de respuesta a determinados estímulos dolorosos.

Como mencionamos, dentro de las teorías actuales sobre la causa de esta enfermedad se encuentran las alteraciones en el funcionamiento del sistema nervioso y fenómenos de percepción anormal del dolor (sensibilización). De esta manera se integran teorías que abarcan las diferentes (y complejas) relaciones entre los centros de procesamiento de las vías del dolor (fenómenos de sensibilización central y periférica del dolor) y el sistema nervioso.
Es la PNIE o Psico-Neuro-Inmuno-Endocrinologia quien ha avanzado sobre rasgos desconocidos hasta su aparición de enlaces e interrelaciones de distintos sistemas orgánicos.

Síntomas. Descripción 

La fibromialgia ocasiona dolor músculoesquelético generalizado, debilitamiento intenso y hasta incapacitante, fatiga, trastornos del sueño, en ocasiones alteraciones del ritmo intestinal, rigidez en las extremidades y muy frecuentemente episodios depresivos Las personas que sufren fibromialgia, pueden tener en común ser hiper-responsables, autoexigentes y con rasgos obsesivos y fóbicosacompañados de crisis de ansiedad.

Los sitios frecuentes en los cuales se presenta el dolor de la fibromialgia incluyen la espalda, como la región lumbar (espalda baja), el cuello, tórax y muslos. En algunos casos se observa espasmo muscular localizado.

No hay que perder de vista que en la fibromialgia duele todo el cuerpo. Hay dolor arriba y debajo de la cintura, del lado izquierdo y derecho del cuerpo.
Los trastornos del sueño son muy frecuentes en pacientes con dicha patología. Estos trastornos consisten básicamente en sueño no reparador entre otras manifestaciones.

Otros síntomas adicionales pueden incluir malestar urinario, dolor de cabeza como la migraña, movimientos periódicos anormales de las extremidades, en especial de las piernas, dificultad de concentración y dificultad para recordar cosas; también es frecuente un aumento de la sensibilidad táctil, a la luz, sonidos y olores, prurito generalizado, sequedad de ojos y boca, alteraciones en la audición o la visión y algunos síntomas neurológicos de incoordinación motora.

 

¿DE QUÉ MANERA PUEDE MANIFESTARSE?

Sistema nervioso 

Se ha observado en algunos estudios que los pacientes con fibromialgia pueden tener las siguientes características en común:

•  Híper-responsables
•  Autoexigentes
•  Hipersensibles con rasgos obsesivos y fóbicos

Entre sus antecedentes también es muy frecuente encontrar acontecimientos traumáticos en su infancia y mal manejo del estrés que generan alteraciones del eje hipotálamo-hipofiso-adrenal que explican esta asociación psicosomática.

El descenso al umbral doloroso ante estímulos aún habituales los hace poco tolerantes al uso de ropa apretada y contacto físico con otros.
Perturbaciones en neurotransmisores (serotonina, GABA) y neuromoduladores (Sustancia P, endorfinas) explican la diversidad sintomatologíca.

Manifestaciones en el comportamiento y cognitivas

Las más frecuentemente reportadas por los pacientes y relacionadas con estrés son:

¿CÓMO SE DIAGNOSTICA Y CUÁL ES SU EVOLUCIÓN?

Diagnóstico y evolución 

El diagnóstico es básicamente clínico, es decir, dolor crónico generalizado de más de tres meses de duración asociado a los síntomas antes mencionados. Para diagnosticar la fibromialgia, el médico debe valorar la historia clínica, así como los síntomas, estudios y análisis descartando otras patologías con síntomas similares.

Tratamiento 

Como toda enfermedad crónica el abordaje terapéutico es multimodal, es decir que incluya en forma personalizada tanto los aspectos orgánicos como los psicosociales.

Los objetivos terapéuticos son: mitigar el dolor y la fatiga, mejorar el movimiento y la fuerza muscular, controlar el estrés y los estados de ánimo. La psicoeducación y grupos de autoayuda son esenciales a la hora de esclarecer la naturaleza y manejo de la enfermedad.

Lejos de ser una enfermedad incurable, en la actualidad la fibromialgia debe considerarse como un desafío terapéutico alcanzable por un equipo experto y dedicado a esta compleja condición.

Acción terapéutica

¿Existen medicamentos que ayuden a aliviar los síntomas de la fibromialgia?
SI. Varios medicamentos pueden ayudar a aliviar los síntomas de esta enfermedad.
Existen estudios que demostraron que algunos de estos medicamentos, podrían reducir los signos y síntomas de la fibromialgia sobre todo el dolor, la fatiga, los trastornos de sueño, y la calidad de vida . Se debe consultar al médico para saber cuál de los medicamentos es el adecuado.

No se debe olvidar que, el manejo de la fibromialgia se basa en tres aspectos principales (ejercicio, psicoterapia y fármacos). En la actualidad se considera que el tratamiento que debe llevarse a cabo es MULTIDISCIPLINARIO, colaborando varias especialidades médicas.
Además del tratamiento médico, ¿qué más se puede hacer para aliviar los síntomas?

Una de las mejores opciones es hacer ejercicios aeróbicos de bajo impacto, junto con sesiones de masoterapia combinada con la reflexología y el drenaje linfático Otras buenas alternativas incluyen los masajes de estiramiento muscular.

Debido a que los síntomas de fibromialgia empeoran con el estrés y poco descanso, es importante disminuir el estrés y dormir el tiempo necesario.

El alcohol y la cafeína empeoran la calidad del sueño, por lo tanto, se deben evitar estas substancias al acercarse la hora de irse a dormir.
Otros cambios simples en el estilo de vida pueden ser útiles. Por ejemplo, tratar de mantener el nivel de actividad igual todos los días.
Muchas personas con fibromialgia tratan de hacer todo lo que pueden en los “días buenos”, lo cual hace que tengan varios “días malos”. Si se mantiene el nivel de actividad parejo es posible que no se tengan tantos “días malos”. Muchas personas descubren que seguir una rutina para comer, dormir y hacer ejercicio les ayuda a aliviar sus síntomas.

Vivir con fibromialgia 

• Se recomienda planificar un momento de relajación todos los días. Realizar ejercicios de respiración profunda y meditación ayudará a reducir el estrés que pueden ocasionar los síntomas.
• Establecer un patrón regular para irse a dormir y para despertarse. Dormir lo suficiente permite que el cuerpo se recupere, física y psicológicamente. Asimismo, evitar dormir durante el día y limitar la ingesta de cafeína que pueda alterar el sueño.
• Realizar ejercicios de manera regular. A pesar de que puede resultar difícil al comienzo, el ejercicio regular generalmente reduce los síntomas de dolor y la fatiga, pero se debe “comenzar poco a poco e ir despacio”.

Iniciar con actividad física que se adecue al estilo de vida. Por ejemplo, usar las escaleras en lugar de tomar el ascensor, así se incluyen ejercicios diarios a la rutina en forma gradual. Después intensificar los ejercicios.

Agregar caminatas, paseos en bicicleta, natación, ejercicios aeróbicos acuáticos o ejercicios de estiramiento. Recordar que lleva tiempo establecer una rutina cómoda; por ello, es importante mantenerse en movimiento y activo.

Datos útiles

• La fibromialgia afecta entre el tres y el seis por ciento de la población, principalmente a mujeres.
• Este trastorno se debe diagnosticar en función de los síntomas del paciente y de su examen físico .
• Un enfoque multidisciplinario obtiene los mejores resultados .

Se debe tener en cuenta que mucha gente afectada por esta enfermedad estuvo parte de su vida acudiendo de un médico a otro sin saber qué le pasaba.

La información y la comunicación con otras personas afectadas son una forma importante de terapia. Su médico puede personalizar su plan de tratamiento para que se adapte a sus necesidades individuales.

Algunas personas que padecen de fibromialgia presentan síntomas leves y necesitan muy poco tratamiento una vez que comprenden la enfermedad y lo que la empeora. Otras personas, sin embargo, necesitan de un programa de cuidado completo, incluyendo medicamentos, ejercicio y entrenamiento sobre técnicas para sobrellevar el dolor.

Entre las opciones para el tratamiento de la fibromialgia se han incluido diversos medicamentos, ejercicio y programas educativos que le ayuden a comprender y a controlar la enfermedad.

Preguntas frecuentes 

¿Es hereditario?

EN OCASIONES afecta a varias personas en una misma familia, por lo tanto, es posible tener miembros de familia con síntomas similares.

¿Cuáles son los síntomas de la fibromialgia?

MUY DIVERSOS pero el dolor siempre está presente. Un aumento de la sensibilidad al dolor es el síntoma principal de la fibromialgia. En las personas con este trastorno también ocurren muchos otros síntomas. Los síntomas aparecen y desaparecen, “van y vienen”, lo que retrasa el diagnostico. Los trastornos en el dormir y la fatiga diurna son muy frecuentes.

Se puede presentar un grado de dolor constante, pero el dolor puede empeorar como respuesta a la actividad, el estrés, a cambios en el clima y a otros factores. Es posible que se tenga un dolor profundo, contracción muscular o espasmos. Muchas personas tienen dolor que se mueve de un lado a otro en el cuerpo.

Además, se puede sentir sequedad en los ojos o dificultad para enfocar visualmente. También se puede sentir mareo y problemas relacionados con el equilibrio. Algunas personas tienen dolor en el pecho, latido acelerado o irregular del corazón o sensación de “falta de aire”.

Los síntomas digestivos también son comunes en la fibromialgia e incluyen dificultad para tragar, acidez estomacal, gas, dolor abdominal tipo cólico y períodos de diarrea y estreñimiento alternados.
Algunas personas se quejan de orinar con frecuencia o de sentir un deseo fuerte de orinar y dolor en el área de la vejiga. Las mujeres que tienen fibromialgia con frecuencia presentan síntomas pélvicos y períodos menstruales dolorosos.

¿Por qué se siente cansancio?

VARIAS CAUSAS LO EXPLICAN.

La fatiga (cansancio) es uno de los síntomas principales de la enfermedad, y junto con el dolor, la limitación del movimiento y el desacondicionamiento físico se produce un círculo vicioso que aumenta la fatiga. El sueño no reparador y la depresión, por padecer una enfermedad crónica, aumentan la sensación de cansancio y malestar.

¿La fibromialgia causa daño permanente?

No. A pesar de que la fibromialgia causa síntomas que pueden ser muy dolorosos e incómodos, los músculos y órganos no se están dañando. Esta condición no puede causar la muerte, pero es crónica, es decir es constante. A pesar de que no existe cura, existen muchas alternativas que pueden seguirse para sentirse mejor.

¿Existe algún medicamento que ayude a combatir los síntomas?
Sí. Hay varios medicamentos que pueden ayudar a aliviar los síntomas de la fibromialgia. Se debe consultar al médico para averiguar qué medicamento es el adecuado para tratar la enfermedad.

¿Existen otros tratamientos que ayuden a combatir los síntomas?

Sí. Una de las mejores opciones es hacer ejercicios aeróbicos de bajo impacto. Ejemplos de este tipo de ejercicio incluye nadar o hacer ejercicios en el agua o bicicleta fija.

La PNIE

La Psico-Neuro-Inmuno-Endocrinologia tiene un objetivo específico en el tratamiento de estos pacientes. Los pacientes se involucran en su propio tratamiento de manera que puedan valorar todo su abanico de pensamientos, diferenciados entre los más negativos y los más positivos y así puedan elegir los que sean más realistas y adaptativos para que le generen el mínimo malestar y la máxima felicidad, o sea, que se adapten al máximo a las circunstancias mejorando su calidad de vida.

 

 

FUENTES CONSULTADAS:

Dra Andrea López Mato. Presidenta Honorífica de la Federación Latinoamericana de Psiconeuroinmunoendocrinología. Fundadora y Directora del Instituto de Psiquiatría Biológica Integral,
Psico-neuro-inmuno-endocrinológicas de las Enfermedades (www. ipbi.com.ar). Publicación Estrés.doc – Laboratorios Gador.

Dra. Leslie J. Crofford, Profesora de Medicina Interna; Jefe División de Reumatología y Directora Programa de Salud de la Mujer, Universidad de Kentucky, Estados Unidos

Why people with fibromyalgia persist in activity despite the increasing pain? A Delphi Study of the content of the Clinic Scale of Persistence in Activity in Fibromyalgia. Torres X, Herrero MJ, Martí M, Conesa A, Valdés M, Arias A, Gómez E, Collado

[Thalamic infarction with disappearance of the clinical signs and symptoms of rheumatic fibromyalgia]. López-Pousa S, Vilanova JC, López-Ojeda P; Fibromialgia Research Group.

Assessing knowledge on fibromyalgia among Internet users. Moretti FA, Heymann RE, Marvulle V, Pollak DF, Riera R.

Rev Bras Reumatol. 2011 Jan-Feb;51(1):7-19. English, Portuguese

Versión en inglés revisada por: Mark James Borigini, Associate Clinical Professor of Medicine, University of Calirofnia, Irvine, CA. Review provided by VeriMed Healthcare Network. Also reviewed by David Zieve, MD, MHA, Medical Director, A.D.A.M., Inc.

1 comment

  1. ludy cabrera

    Tengo todos los sintomas pero los medicos como que no me prestan atencion y la
    Verdad hasta para trabajar me cuesta mucho y quisiera
    Saber que hago para trabajar y para que este dolor intenso
    Se me baje

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Popup By Puydi